OXITAL C*
 
ACIDO ASCORBICO (VITAMINA C)
Formula: Cada comprimido efervescente contiene: Ácido ascórbico.....................................................1 g Excipiente cbp ......................................................1 comprimido

Forma farmacéutica: Comprimidos efervescentes

Mecanismo de acción: el ácido ascórbico participa en la síntesis de colágeno, proteoglucanos y otros constituyentes de la matriz intercelular en tejidos tan diversos como dientes, huesos y endotelio capilar. Por este motivo, su deficiencia da lugar al escorbuto, el cual se relaciona a un defecto de la síntesis de colágeno, que queda de manifiesto por la falta de cicatrización de heridas, defectos de la formación de huesos y dientes y rotura de capilares.

Indicaciones terapéuticas: El ácido ascórbico se recomienda para el tratamiento y la prevención de escorbuto. Los síntomas de la deficiencia leve pueden incluir desarrollo anormal de huesos y dientes, gingivitis, sangrado de las encías y dientes flojos. Los estados febriles, las enfermedades crónicas y las infecciones (neumonía, tos ferina, tuberculosis, difteria, sinusitis, fiebre reumática, etc) aumentan requerimientos de ácido ascórbico. Los niños prematuros e inmaduros necesitan cantidades relativamente grandes de esta vitamina. En el caso de trastornos sanguíneos, vasculares, quemaduras y retardo en la curación de heridas y fracturas, está indicado el aumento de la vitamina

Vía de adminstración y dosis: Oral
Las tabletas y las tabletas efervescentes son para la administración oral. Las tabletas efervescentes se disuelven previamente en agua. El requerimiento diario promedio de ácido ascórbico para prevención en lactantes es de 30 mg. La dosis curativa usual recomendada para lactantes es de 100 a 300 mg diarios. Esa dosis se continúa mientras persistan los síntomas clínicos o hasta que se alcance la saturación demostrada por exámenes de excreción. Se dice que los niños prematuros necesitan de 75 mg a 100 mg diarios. La dosis promedio de prevención de vitamina C en adultos es de 70 a 150 mg diarios. En presencia de escorbuto se recomiendan dosis de 500 a 2 g al día. Sin embargo se administra hasta 6 g por vía parenteral en adultos normales sin encontrar evidencia alguna de toxicidad. Dosis de 500 mg diarios durante una semana o 10 días antes de intervenciones quirúrgicas, se consideran adecuadas para acelerar la curación de las heridas, aun que se han recomendado cantidades bastante mayores. Para el tratamiento de quemaduras graves, se recomiendan dosis de 1 a 2 g o de acuerdo al tamaño de la extensión de las heridas.. En otras circunstancias en las que los requerimientos de vitamina C están aumentados, parecen adecuadas las dosis de 3 a 5 veces mayores a los requerimientos diarios óptimos.